jueves, 28 de febrero de 2013

Más ideas y trucos para decorar Cupcakes...



Recordáis los mini cupcakes de chocolate con pepitas Reese y pasas? Había preparado 60! 30 de choco-reese y 30 de choco-pasas. 
Congelé las que me sobraron antes de decorarlas. El otro día fuimos a comer con familiares y como iba a estar mi sobrino de 5 años, decidí decorar unos cuantos y llevárselos!

Me acordé de hacer una foto cuanto ya íbamos de camino en coche... y saqué una foto en un semáforo! Con la Blackberry... menos mal que hacía Sol!


Decoración Cupcakes


Para decorarlas, utilicé un poco de ganache de chocolate y de buttercream de fresa. En unos, puse simplemente una espiral de ganache con unas perlitas plateadas. Para los demás, utilicé una manga para poner una pequeña cantidad de ganache en unos y de buttercream de fresa en otros. Las recetas para los rellenos, frostings, ganache, buttercream, etc. las encontraréis en las diversas recetas de este blog... (o en google, youtube, etc... investigad! veréis un montón de ideas que os inspirarán!).

También aproveché para utilizar todas las figuritas de fondant que había ido haciendo y que me habían ido sobrando. Siempre que trabajo con fondant para hacer alguna figura para un pastel en particular... ya que estoy con todo preparado... aprovecho para hacer figuritas de todo tipo para usar en ocasiones futuras! Según el tiempo del que disponga! Corazones, estrellas, flores, perlas, mariquitas, tablas pequeñas de chocolate, círculos  etc. Lo veréis en las fotos.


Algunos de mis moldes para fondant... ya iréis comprando los que os gusten... según lo que os apetezca hacer!

Cortadores Fondant



Compré unas cuantas cajas que me ayudan a transportar mis postres... pero siempre utilizo unas nubes para rellenar los huecos que quedan entre la caja y los cupcakes para que no se muevan al transportarlos. Y la verdad es que nunca sobra ninguna! :-)

En esta ocasión, corté un disco de algunas nubes por una de las extremidades. El disco que queda al cortar la nube con una tijera se parece a un pétalo. Así que coloreé un poco de azúcar común con un poco de colorante en polvo verde. También puedes utilizar cualquier colorante comestible... pero poquísimo! La cara cortada queda pegajosa, así que al presionarla suavemente sobre el azúcar coloreado, se queda pegado! Precioso! También podéis hacerlo con azúcar de sabores... yo tengo el de fresa... mmm... maravilloso!


Otro ejemplo...

Mini Cupcakes Mariquita Fondant



He sacado unas fotos de las herramientas que utilizo... para que veáis que tampoco hace falta gran cosa! repito... para encontrarlo, las tiendas online. Yo compro sobre todo en www.marialunarillos.com Es lo más cómodo la verdad. Los precios están bien. Lo encuentras todo en el mismo sitio y te lo traen a casa... lo único más que se puede pedir es que sea gratis! :-)


Herramientas Fondant

Unos pinceles finos (para el pegamento y los colorantes o pinturas comestibles), un rodillo pequeño especial para fondant y unas estecas. Son los utensilios de plástico que véis en la foto. Sirven para cortar, marcar y moldear el fondant.

El Pegamento comestible...


Pegamento comestible


El Spray Antiadherente del que tanto os hablo en todas las recetas... Bake Easy de Wilton. Pruébalo Te ahorras forrar el molde de mantequilla y enharinarlo! Muy cómodo y desde luego, menos calorías .. lo mejor de todo es que podrás desmoldar los bizcochos de cualquier tipo que hagas y lo harán a la perfección!

Dura muchísimo.


Spray Antiadherente


Abajo, veréis una bandeja para moldes de mini-cupcakes!
Veréis que hay 3 tamaños de cápsulas de cupcakes. 
· La más pequeña es la de mini-Cupcake
· La mediana es de lo que llaman mini-Cupcake gigante
· La más grande es la cápsula normal de Cupcake 5 cm

Bandeja Mini Cupcakes


Os pongo otra foto con algunos de mis moldes de Cupcake favoritos... tengo muchísimos... es un vicio!

Bandeja Mini Cupcakes Cápsulas de Papel


Yo, para los cupcakes más grandes, utilizo unos moldes individuales de silicona. La verdad es que me permite hornear muchos más cupcakes a la vez. Pero tengo pendiente comprar una bandeja de 12 cupcakes de 5 cm. En mi próximo pedido, cae seguro!

Moldes Silicona Cupcakes


A ver quien se anima y me cuenta nos cuenta su experiencia!!!

lunes, 25 de febrero de 2013

Algunas ideas para decorar Cupcakes




Decoración Cupcakes


Para empezar a hablar de decoración de Cupcakes, hay que hablar de mangas pasteleras y boquillas... aunque como alternativa inicial... tenéis las bolsitas de plástico típicas para guardar alimentos. Se corta una de las puntas para hacer las veces de boquilla. Si tenéis boquillas pero no mangas, podéis meterlas en una bolsa y cortar la punta de la bolsa un poco más grande para que quepa la boquilla.

Se venden unos sets de boquillas con un surtido básico. Están muy bien para empezar. Como imprescindibles os recomendaría una que sea de estrella grande y otra de estrella pequeña. Se utilizan para hacer las rosas grandes de frosting o los Swirls o Copetes de Buttercream. 

También una lisa redonda gruesa y una rizada... como de estrella pero con más dientes, más juntos. Con estas boquillas, buttercream, colorante, alguna pieza decorativa de fondant y sobre todo... imaginación y cariño!... 


Decoración Cupcakes


Hace ya un tiempo, descubrí un vídeo en youtube donde enseñaban a hacer rosas de fondant partiendo de unas bolitas que se iban aplastando, modelando y pegando... muy sencillas... veréis el resultado de mis primeras rosas de fondant en la primera y última foto. Ya os dije que el fondant era muy agradecido... ;-)

En breve, prepararé otro post para ilustrar el paso a paso de hacer una rosa de fondant y alguna otra flor!

  También hice otras flores el mismo día... para estrenar mis recién comprados cortadores! Hay una infinidad de formas! empieza por un par de las que más de gusten. Cuantas más hagas y más investigues irás queriendo comprar más!


Decoración Mini Cupcakes


Las 2 de los extremos las terminé con una gragea de violeta y otra de limón! La del centro, aunque no se aprecia mucho en la foto (tengo que comprar una cámara mejor...), lleva purpurina transparente que le da un toque mágico!


Decoración Cupcakes


Algunos ejemplos más... el de la derecha con el rosa de colorante en pasta! Me encantan los colores intensos... y los contrastes! de colores, se sabores, de texturas...
Los de la izquierda... con buttercream de vainilla, la boquilla de estrella grande. Partiendo de un punto en el centro, levantando un poco la boquilla se va envolviendo una rosa hasta cubrir el Cupcake. Terminas con algún elemento decorativo. Yo para estas escogí unas nueces de Macadamia caramelizadas que tenía hechas... la receta la encontraréis en otro de mis posts. 

Otra herramienta que se ha convertido en IMPRESCINDIBLE desde que la descubrí... es la manga pastelera desechable! La venden en casi todas las grandes superficies... en la tienda online donde hago siempre mis compras descubrí una  caja de 100! maravilloso. yo las utilizo para todo! Así también da menos pereza utilizar varios colores! Cuando hayas terminado... cortas la punta, sacas la boquilla y a la basura! que gusto...





Foto de la caja de 100 mangas pasteleras desechables.


Decoración Cupcakes


Estos los decoré con algunos restos de buttercream que me habían sobrado de decorar otros cupcakes. Sin mezclar o remover los colores puse lo que me quedaba de cada uno en una manga pastelera donde había colocado una boquilla de punta fina circular. Fui colocando pequeñas espirales de dentro hacia fuera hasta cubrir toda la superficie del Cupcake. Para finalizar, coloqué unas perlitas brillantes de distintos colores... como el fondant!      


Mini Cupcakes

Este es con buttercream de vainilla y un corazón de chocolate. Estos los compro en el supermercado, sección repostería!


Cupcakes Chocolate Decoración


Para estos, utilicé una Ganache de Chocolate! Veréis la receta en el post del brazo de Tiramisú. Es básicamente una mezcla de chocolate fundido y nata líquida para montar. Para terminar las rosas y los Swirls, utilicé unas flores de fondant de colores que tenía preparadas y unos corazones de chocolate blanco... 


Decoración Cupcakes

Este frosting es una mezcla que puse en la manga pastelera de ganache de chocolate negro y frosting de crema de queso... con unos corazones de chocolate. Delicious!!


Animaros a coger unos cupcakes, unos cuantos frostings y elementos decorativos... y dejar volar vuestra imaginación! contarme vuestra experiencia!!

domingo, 24 de febrero de 2013

Pastel "Wii U"




Decoración Pastel Fondant Wii U



Hice este pastel para el cumpleaños de mi sobrino Aleix y su primo Joan, que cumplen años el mismo día y lo solemos celebrar juntos! Tuve que combinar la pasión por la "Wii U" de Aleix con la que tiene Joan por la música. Así que acompañé el pastel con unos cupcakes decorados con notas musicales. 
Además... Escogí el juego de los magníficos "Mario Bros" para mostrar en la pantalla de la Wii... 
Lo que siempre nos recuerda su tan característica melodía!

Recordar que para este tipo de pasteles podéis utilizar cualquier bizcocho... Hasta podéis utilizar preparados de bizcocho si os da pereza hacerlo... El más práctico y de sabor insuperable si os gusta el chocolate, es sin duda el que os comenté en el post del pastel "the Brides" o "la receta secreta del Bizcoflán". Es un valor seguro... Pero podéis utilizar cualquier receta tanto de bizcocho como de cupcakes. Según el tamaño del bizcocho que necesitáis para el pastel que queréis hacer, podéis doblar las cantidades, hornearlo todo en un solo molde o el mismo molde varias veces para hacer capas y no tener que cortar el bizcocho para rellenarlo. El único bizcocho que hay que evitar para decorar con fondant es el Angel Food... o cualquiera que tenga esa textura tan ligera y esponjosa... simplemente se desplomaría! 

Hace unos días, os hablada del instrumento que se utiliza para cortar los bizcochos por la mitad con facilidad para poder rellenarlos. Lo probé y ... va bastante bien. Se llama Cortador de Tartas o Lira. Es mucho más práctico que un cuchillo... con este último, es muy difícil que quede recto para que las dos capas queden bien equilibradas.

Otra recomendación... Prepara el bizcocho un par de días antes y cuando esté totalmente frío, sin cortarlo, envuélvelo con papel transparente/film y mételo en el congelador. Si tienes que decorarlo por la mañana, sácalo la noche anterior. Le quitas el papel film, lo colocas encima de un papel de horno o un trapo limpio y lo cubres con otro trapo limpio. Por la mañana estará listo para que lo cortes con más facilidad, será más consistente y no se te deshará. Si además lo haces con un Cortador de Tartas... Te saldrá impecable! No temas el congelador... Es una herramienta básica de cualquier pastelería. Ayuda mucho para ganar productividad! Así, el día que tienes que hacer el pastel solo tienes que "ensamblar las piezas". Lo único que tendrás que hacer en el día es el relleno (a menos que utilices uno que ya habías preparado o que ya compraste hecho) y... Extender el fondant para cubrir la tarta. Todo lo demás puedes tenerlo hecho para ganar tiempo. Las formas y figuras de fondant, los frutos secos picados, las perlitas de azúcar, los azúcares de colores... Hay muchas formas de ganar tiempo a la hora de decorar sin que el resultado sea menos vistoso!


Para el pastel de la Wii U utilicé...
· Un Bizcocho de chocolate rectangular cortado 
(2 planchas iguales).
· Frosting de Buttercream de Fresa para el relleno.
· Fondant Vainilla Blanco para cubrir el pastel.
· Papel de azúcar impreso con tinta comestible para la pantalla y para los elementos de la Wii (botones, cámara...).
· Letras pequeñas de azúcar para los nombres y la edad 
en forma de puntuación.
· Pegamento comestible para unir las piezas de fondant y 
papel de azúcar.


Varios elementos clave...

Para darles realismo a los botones, primero imprimí la foto de la Wii para recortarlos todos. Luego, para los más grandes y circulares, hice una forma circular de fondant del mismo tamaño que la imagen y usé pegamento comestible para unirlas. Le da ese relieve interesante...

Siempre por ganar realismo... Es importante alisar muy bien el fondant sobre el bizcocho... Podéis utilizar la herramienta especial para ello. Si no lo tenéis, usad una espátula larga y la pasáis con suavidad por encima del fondant ya colocado usando el filo de la espátula. La típica espátula larga y metálica. Otra opción sería un cuchillo largo y recto por la parte de la hoja que no corta. Siempre con suavidad.

Una vez que hayáis colocado el relleno y cubierto el pastel con el frosting, mientras estiráis el fondant para cubrirlo, podéis aprovechar para meterlo en la nevera y que coja cuerpo. Si es muy alto o tiene muchas capas, podéis utilizar unos palillos altos para que no se muevan las capas y se junte todo mejor en la nevera dejándolo un poco más de tiempo. 

Una vez colocado el fondant sobre el pastel... 
YA NO PODRÉIS METERLO EN LA NEVERA! 

Si no, el fondant "sudará" y se partirá... Tanto trabajo para nada! Así que debéis recordar utilizar rellenos que aguanten bien fuera de la nevera... como el buttercream. 


Para el buttercream de fresa
250 g de mantequilla
325 g de azúcar glass
2-3 cucharadas de leche
3 cucharadas de pasta de fresa


Tamizamos el azúcar glass y lo colocamos en un cuenco junto con la mantequilla, el extracto de vainilla y la leche. Batir a velocidad baja un minuto. Para esto la kitchenAid va genial! Si no, con una batidora eléctrica de mano. Luego, batimos a velocidad media-alta durante al menos otros 5 minutos. La crema de mantequilla se volverá casi blanca y tendrá una textura muy cremosa. Esta base nos sirve para hacer infinidad de cremas de colores para decorar nuestros pasteles o cupcakes.

sábado, 23 de febrero de 2013

Carrot Cake. Pastel de Zanahoria


Este pastel, es uno de mis favoritos de toda la vida! En Montreal era muy típico. Hay muchísimas recetas. Esta es una de ellas. Me he ido inspirando de varias recetas y adaptándola a mi gusto. Os recomiendo que hagáis lo mismo... Si no os gusta alguno de los ingredientes (nueces, anacardos, pacanas, piña) sustituirlo o quitarlo... Pero no dejéis de probarlo! La mezcla con este frosting de queso en crema es perfecta! 






Ingredientes bizcocho
100 gr. nueces pacanas (si no las encuentras, puedes usar nueces o anacardos o una mezcla de cualquiera de las anteriores... Respetando el peso total)
4 huevos 
200 g Azúcar blanco
100 g azúcar moreno 
340 g de Zanahorias 
240 ml de aceite de girasol 
230 g harina de trigo
50 g de harina integral (si no tienes, 
la puedes sustituir por 50 gr de harina normal)
3 rodajas de piña 
2 cucharaditas de levadura en polvo
1 cucharadita de bicarbonato sódico
1/2 cucharadita de sal 
2 cucharaditas de canela 
1 cucharada de esencia de vainilla 


Ingredientes Frosting de queso
300 g queso crema tipo Philadelphia 
250 g azúcar glass 
50 g mantequilla 
300 ml de nata Líquida para montar (si es de vaca, mínimo 35,1% de materia grasa y muy fría para que monte bien. Os recomiendo probar la nata vegetal para repostería... Si lo hacéis para este frosting, reducir el azúcar por la mitad ya que ya viene endulzada)






(fotos prestadas de la web hasta que haga el próximo pastel de zanahoria... pero es muy parecido 
a como lo decoro yo)




Como siempre, empezamos por encender el horno a 180º.

Luego, pasamos a preparar todos los ingredientes que necesitan corte. Trituramos la zanahoria muy bien picadita. Podéis usar una picadora, batidora o rallador si no tenéis ninguna de las anteriores. También picaremos la piña y la dejaremos en trocitos muy pequeños, reservamos. Picamos también las pacanas nueces y/o anacardos con la picadora o con el cuchillo. Si es con cuchillo, que esté muy bien afilado y cuidado con que el filo no se encuentre con alguna uña o dedo... 

En un bol, ponemos la harina, el bicarbonato, la levadura, la sal y la canela para integrar todos los ingredientes y que nos quede una mezcla homogénea. 

En otro bol, mezclaremos los huevos junto con el azúcar hasta que quede una masa blanca y espumosa, luego añadiremos el aceite y la esencia de vainilla y seguiremos batiendo hasta obtener una mezcla homogénea y ligera. Ahora mezclaremos los ingredientes líquidos con los secos hasta conseguir una masa ligera, seguidamente añadimos la zanahoria, las nueces y la piña y los mezclamos hasta integrarlos en la masa. 

Ahora distribuimos la masa en dos moldes engrasados de 23 cm (esto es opcional, también podéis hacerlo en un único molde y cortar luego el bizcocho por la mitad), lo introduciremos en el horno, ya pre-calentado a 180º unos 30 minutos aprox. o hasta que pinchemos y veamos que la aguja sale limpia. En caso de que sea en un único molde 1 hora. Os recomiendo que utilicéis los sprays anti-adherentes .. Un grandísimo descubrimiento. Menos grasa y el bizcocho sale perfecto! De foto, vamos!

Mientras tenemos el bizcocho en el horno prepararemos el frosting. En un bol, ponemos la mantequilla y el queso crema (a temperatura ambiente) y la batiremos con unas varillas hasta conseguir que nos quede casi montado. Continuamos añadiéndole el azúcar (tomaros la molestia de tamizarlo usando un colador... merece la pena!) y el extracto de vainilla hasta que nos quede una mezcla uniforme y sin grumos, luego añadimos en varias tandas la nata que habremos montado previamente y la iremos incorporando a la masa de forma suave y con unas varillas con movimientos envolventes para que la nata se baje lo menos posible. 

Sacamos los bizcochos del horno y los dejamos enfriar. Una vez fríos, ponemos una base de bizcocho, otra de frosting y nuevamente otra capa de bizcocho, cubriremos la tarta con el frosting y la meteremos en la nevera por espacio de 1 hora mínima antes de consumirla, así el frosting habrá cogido consistencia y frescura. 

Si os apetece lanzaros en la creación de figuritas de fondant, este sería el momento ideal! Haciendo unas mini zanahorias! Le hace ganar mucho a la presentación. También se pueden usar frutos secos muy picaditos para decorar.



estoy segura de que si probáis... repetís!

New york Cheese Cake. Pastel de Queso.

La original. Un clásico Americano. 

Receta adaptada de BBC Good Food.


Cuando nos apetecía una tarta de queso, hacía la mousse. Al igual que el Bizcoflán,la mousse se había convertido en uno de los clásicos. Pero recordaba los pasteles de queso que hacía mi madre cuando era niña en Montreal... Y estuve investigando hasta que encontré la receta de este pastel, que tiene sus orígenes en NYC.



(foto prestada de la web... hasta que haga el próximo pastel de queso! de todas las que vi... 
esta es la más parecida.)


Ingredientes para la base del pastel.
20-24 galletas tipo digestive
100 g de mantequilla

Ingredientes para el relleno.
900 g de queso en crema (tipo philadelphia)
200 ml de crème fraîche (o yogur griego)
250 g de azúcar
3 huevos
zumo de medio limón
3 cucharadas soperas de harina de repostería
1 cucharada de esencia de vainilla

Para la cobertura de frambuesa.
300 g de frambuesas (pueden ser congeladas)
zumo de medio limón
1 hoja de gelatina
3 cucharadas soperas de azúcar


Pre-calentamos el horno a 200º.
Comenzamos preparando la base. Para ello, trituramos las galletas con ayuda de un robot de cocina, o metiéndolas dentro de una bolsa y golpeándolas con un rodillo, hasta obtener un polvo de galleta fino.

Derretimos la mantequilla y mezclamos con la galleta en polvo (debe quedar como arena mojada). Cubrimos la base de un molde desmontable de 20 a 24 cm con papel de hornear, distribuimos encima la masa de galleta, presionando bien, e introducimos en el congelador mientras preparamos el relleno de nuestra tarta.

Batimos el queso en crema con unas varillas, añadimos el azúcar, la crème fraîche (o el yogur), la vainilla, el limón y la harina, hasta obtener una masa lisa. Añadimos a continuación los huevos de uno en uno, pero sin batir mucho, lo justo para que se incorporen pero no coja mucho aire la masa. No batir demasiado la mezcla del relleno, ya que entonces coge mucho aire y eso hace que la tarta se hinche y se rompa, además de hacerse más quebradiza. Ponemos la mezcla de queso sobre la base de galletas que habíamos preparado previamente.

Introducimos nuestra tarta de queso en el horno pre-calentado y horneamos 10 minutos a 200º. Posteriormente bajamos la temperatura a 90º y horneamos durante 30 minutos más. El interior de la tarta, al moverlo, parecerá un flan. Una vez pasado este tiempo, dejamos la tarta de queso en el horno apagado varias horas. Es importante dejar enfriar en el horno y no abrir la puerta en ningún momento, porque si no el centro de la tarta se hunde. Una vez a temperatura ambiente la tarta, la llevamos al frigorífico hasta que esté totalmente fría (lo mejor es preparar la tarta de un día para otro). 

Por último preparamos la salsa de frambuesa. Hidratamos la hoja de gelatina en un vaso de agua fría durante 5 minutos. En un cazo aparte, calentamos las frambuesas lavadas con el zumo de limón y el azúcar, y removemos constantemente, triturando al mismo tiempo las frambuesas. Si os molestan las pepitas podéis colar la salsa de frambuesa antes del siguiente paso.

Cuando la salsa de frambuesa esté bien caliente, y triturada a nuestro gusto, incorporamos la gelatina bien escurrida a esta mezcla, removiendo hasta que se disuelva totalmente. Distribuimos la salsa de frambuesa sobre la tarta y la metemos de nuevo en la nevera hasta que vayamos a consumirla.

También podéis servir esta tarta de queso con un topping de ganache de chocolate... Con nata y fresas... Sin nada... sacarla de la nevera unos 15 minutos antes de degustarla...
gana mucho sabor! 



Probarla! Está increíble!!

Flan de huevo





Es una receta muy sencilla que me explicó mi madre por teléfono. Es uno de sus clásicos. Los presenta simplemente con su propio caramelo, o bien con fruta fresca con un almíbar ligero, con nata o con melocotón en almíbar .. Está bueno de todas las formas! Cuanto más fresco se deguste... Mejor! Es importante hacerlo con la suficiente antelación para que le dé tiempo a enfriar. Si se quiere servir en la comida, es mejor hacerlo la noche anterior.


Ingredientes para el flan

1/2 litro de leche
1/2 docena de huevos
6 cucharadas de azúcar

Ingredientes para el caramelo
15 cucharadas de azúcar


Como siempre, empezamos por encender el horno a 180º. Hay que preparar un baño maría.  Basta con echar un poco de agua en tu bandeja de horno si es profunda o bien poner un recipiente con un poco de agua que sea más grande que el que vayas a utilizar de molde para tu flan. No es necesario que haya mucha agua. Con una profundidad de 1 cm es suficiente.

Hay que preparar el caramelo echando las 15 cucharadas de azúcar en un cacito y calentarlo a fuego lento hasta que se haga caramelo. Retirar del fuego en cuanto no quede azúcar sin deshacer para evitar que se queme. Si no, en vez de endulzar, amargará. 


Caramelo
Caramelo


Inmediatamente, distribuye el caramelo con una cuchara por los bordes y el fondo del molde que hayas escogido. Yo tengo uno de cristal pyrex que es ideal y se limpia muy bien en el lavavajillas! No quedará uniforme ya que el caramelo endurece rápidamente. No pasa nada. Dejar enfriar el molde mientras se prepara la mezcla para el flan. Cuando enfríe empezará a "craquear"... va haciendo pequeños estallidos al contraerse el caramelo que va endureciendo. Es importante que haya empezado a sonar antes de echar la mezcla del flan caliente.


Caramelo Flan


Lo mejor para quitar el caramelo del cazo y la cuchara es llenarlo de agua y dejarlo reposar hasta que se disuelva por completo el caramelo. Así no da pereza hacer caramelo!!




En un cazo, poner la leche con el azúcar a calentar a fuego medio. Remover con frecuencia para evitar que se pegue al cazo y se diluya el azúcar. Mientras se calienta, batir bien los huevos con unas varillas.





Cuando la leche esté bien caliente, pero sin llegar a hervir, retirar del fuego e integrar de golpe a los huevos y mezclar rápidamente para evitar que cuaje. Cuando esté bien mezclado, echar en el molde con caramelo. Habrá espuma, no pasa nada. Se deshará al calentarse en el horno.

Meter en el horno al baño María que ya habías preparado. Dejar cocer durante unos 45 minutos a 180º. Para evitar que se tueste demasiado por la parte de arriba, se puede poner una hoja de papel de aluminio encima del molde cuando ya haya tomado el color que te guste. Retirar la hoja 5-10 minutos antes de apagar el horno para secar la humedad que haya provocado la condensación en la parte superior del flan.


Flan Casero


El flan estará listo cuando al introducir un palillo (de madera o metálico  en el centro del flan, éste salga limpio. Cómo cada horno es diferente, recomiendo que se vaya pinchando a partir de los primeros 30 minutos y así cada 10 minutos hasta que se alcance la cocción correcta. Cuando esté a punto, sacar del horno y dejar enfriar. Una vez frío, meter a la nevera.

Antes de desmoldar, pasar un cuchillo con cuidado por los bordes del molde y mover ligeramente el flan de forma circular sin levantarlo hasta notar que el flan está suelto. Darle la vuelta en un plato grande o bandeja con bordes. Recordar que caerá el caramelo por los laterales... riquísimo! un clásico!





A disfrutar!

Tiramisú... o Tiramisusi!



Me introdujo Carlos al Tiramisú. Después de muchas pruebas... Esta es la receta definitiva que siempre triunfa! Se puede utilizar cualquier tipo de bizcocho de tipo soletilla de esos que supuestamente se sirven con el café... Después de muchas pruebas y un afortunado error de compra... Hemos dado con el ideal para esta receta! Y ahí va un poco de publicidad gratuita: una caja grande de "Bizcochos Sancho Panza de la marca Angulo que compré en Alcampo". Algún día me pagarán por esto... 



(esta foto no es mía .. aunque la verdad es que podría serlo... me sale muy parecido. La próxima vez que lo haga, os pondré unas fotos del proceso y del resultado final)


Ingredientes
1/2 k de queso mascarpone
Bizcochos Sancho Panza Angulo
1 vaso grande de café fuerte (aprox. 300 ml)
4 huevos
1 cucharada por huevo de azúcar
Chocolate negro para rayar


Mezclar en un bol: el mascarpone, el azúcar y las yemas de huevo. En otro bol, batimos las claras a punto de nieve hasta que estén bien blancas y consistentes. Luego, mezclaremos estas dos cremas. 

Tendremos café preparado para ir mojando los bizcochos. En una bandeja o molde iremos poniendo una capa de bizcochos mojados en café, sobre esta capa ponemos la mitad de la crema de mascarpone. Después, otra capa de bizcochos mojados en café, y sobre esta última el resto de la crema. 

Finalmente, cubriremos esta crema con el chocolate rallado y meteremos todo en la nevera. Si se toma un día después de hacerlo está mucho mejor. Mínimo 4 horas de nevera antes de servirlo.

El mejor Tiramisú que hayas probado... No podrás volver a probar uno sin compararlo con este! sabor ligero... Puro... Nada empalagoso... 


Pero tan cremoso y sabroso!

Cupcakes de Chocolate con pepitas de chocolate blanco


... y Maltesers!



Decoración Mini Cupcakes



Esta receta es original del libro de Alma Obregón "Objetivo: Cupcake Perfecto". Adaptada a mi estilo con los ingredientes para la presentación.

Yo las hago en formato mini. Reduce el sentimiento de culpabilidad! Añadir el Malteser fue todo un acierto! Altamente recomendadas!


Ingredientes para el bizcocho.
115 g de mantequilla
120 g de azúcar blanco
3 huevos
150 g de harina
50 g de cacao
1 y 1/2 cucharaditas de levadura
1 cucharadita de extracto de vainilla
140 de leche
130 g de chips de chocolate blanco

Para el buttercream.
250 g de mantequilla
325 g de azúcar glass
1 cucharadita de extracto de vainilla
2-3 cucharadas de leche


Tamizamos el azúcar glass y lo colocamos en un cuenco junto con la mantequilla, el extracto de vainilla y la leche. Batir a velocidad baja un minuto. Para esto la kitchenAid va genial! Si no, con una batidora eléctrica de mano. Luego, batimos a velocidad media-alta durante al menos otros 5 minutos. La crema de mantequilla se volverá casi blanca y tendrá una textura muy cremosa. Esta base nos sirve para hacer infinidad de cremas de colores para decorar nuestros pasteles o cupcakes.

Existe también la alternativa de utilizar los preparados en polvo de Funcakes. Solo añadiendo mantequilla y agua se consigue un buttercream siempre perfecto. Muy recomendable! Lo encontraréis en cualquier tienda online de repostería. Ya os haré un apartado con críticas y comentarios sobre las principales tiendas online que os recomiendo.

Como siempre... Lo primero, el horno! 180º. Como en esta ocasión haremos cupcakes, es importante preparar de antemano nuestra bandeja con las cápsulas de papel. Yo tengo todo tipo de moldes. Las bandejas con los huecos para cupcakes y mini-cupcakes son ideales. Los moldes individuales de silicona también. Yo los utilizo con las capsulas de papel también. Si no tienes ni una cosa ni la otra... Utiliza vasos de cristal. Yo lo hice cuando empezaba con la repostería. Ponía el papel en el vaso para que no se abriera y se derramara la mezcla. Salían geniales... Pero es mucho más práctico con la bandeja.

Luego, tamizamos la harina con el cacao y la levadura en un cuenco y reservamos.

Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que se integren y la mezcla se aclare. Añadimos los huevos, uno a uno, batiendo hasta que se incorporen.

Echamos la mitad de la mezcla con la harina a la mezcla anterior y batimos a velocidad baja hasta que se integre. Añadimos la leche con la vainilla disuelta y volvemos a batir. Ponemos la otra mitad de la harina y batimos a velocidad baja hasta que la mezcla sea homogénea. Agregamos los chips de chocolate blanco que integramos con la ayuda de una espátula.

Repartimos la mezcla en las cápsulas. Podéis utilizar una cuchara y ayudaros de un dedo (sobra decir que esté limpio!). Mucha gente utiliza un utensilio que sirve para hacer bolas de helado. Yo, siempre que puedo, utilizo la manga pastelera. He comprado una caja de 100 mangas desechables: una de mis mejores inversiones! Rellenar las capsulas hasta la mitad o un poquito más. Así, será más fácil decorarlas.

Horneamos entre 20-22 minutos. No abráis la puerta del horno hasta que hayan pasado los primeros 20 minutos. Luego podéis pinchar un Cupcake con un palillo. Si sale seco, ya están listos! Al sacar del horno, dejar enfriar en los moldes unos 5 minutos. Luego pasar a una rejilla para que enfríen totalmente antes de empezar a decorar.

Para decorar, este este caso, utilicé una manga pastelera con boquilla rizada para hacer una espiral de buttercream y encima puse el Malteser. 


Delicious!

Copa de flan con Fresas y Nata



Este postre surgió una mañana cálida de verano. Venían unos amigos a comer y quería hacer algo fresquito. Es una mezcla de 3 texturas y sabores: flan, macedonia de fresas y nata montada con sus correspondientes fideos de chocolate crujiente! Se hizo el silencio en la mesa... Lo interpreté como algo positivo al pedirme casi todos repetir! 


Flan con Fresas y Nata


Para el flan de huevo, os remito a la receta que ya publiqué junto con la foto del flan. Es exactamente la misma excepto que en vez de poner la mezcla en un único molde con caramelo, lo repartí en unos vasos hasta un poco menos de la mitad, sin caramelo y los puse al Baño María unos 30 minutos a 180'. La receta da para unos 12 vasos. Hay que dejarlos enfriar antes de meterlos a la nevera. Hacedlo con un mínimo de 3 horas de antelación para dar tiempo al flan de enfriar bien.


Ingredientes para macedonia de Fresas.
1-2 cestitas de fresas frescas
Zumo de 1 mandarina
Zuno de 1/2 limón
1 cucharada de azúcar


Para hacer esta macedonia, lo primero es lavar bien las fresas antes de cortarles el rabito, así no cogen agua y quedan más tersas. Luego, las cortáis a vuestro gusto en un cuenco. A mi me gusta que sean trocitos pequeños. Añadir el zumo de mandarina, el de limón recien exprimidos y el azucar. Mezclar suavemente para que se integre todo, pero sin destrozar las fresas. Cubrir el cuenco con papel film y enfriar en la nevera.

Montar este postre justo antes de servirlo. Un par de cucharadas de Fresas en cada vaso de flan, nata montada y finalizar con unos fideos de chocolate! 


Cerrad los ojos... Y disfrutad!

Cupcakes de vainilla y pepitas de chocolate blanco y negro



Decoración Cupcakes



Para estos cupcakes, partí de la base del bizcocho de yogur que os vuelvo a explicar y después de repartir la masa en 2 cuencos, a uno le añadí pepitas de chocolate negro y al otro, pepitas de chocolate blanco.

Luego, para el topping, preparé la crema básica con queso en crema que encontraréis en la receta del Carrot Cake, la repartí en 3 cuencos. Una la dejé en blanco, a la segunda le añadí un poco de colorante en pasta de color rojo para conseguir el rosa y al tercer cuenco, le añadí colorante en pasta amarillo.

Con la ayuda de una espátula se aplica un poco de queso en crema encima del Cupcake y se decora con confeti, perlitas, mini nubes, fideos, etc. Es fantástico para los niños! Les pones delante 5 cupcakes con el frosting y que ellos decidan las decoraciones que quieren ponerles! Yo pongo unos 10 tipos diferentes de decoraciones comestibles, cada una en una tacita pequeña y ellos van cogiendo! Las mayores fans son las hijas de mi amiga Angeles! Lucia y Ariana!


Ingredientes para cupcakes
1 yogur griego natural (puede ser cualquier otro yogur)
3 medidas de vaso de yogur de harina de trigo
2 medidas de azúcar
1 medida de aceite de oliva suave
3 huevos
1 cucharada de esencia de vainilla
1 sobre de levadura tipo Royal
40 g de pepitas de chocolate negro
40 g de pepitas de chocolate blanco

Batir los huevos y el azúcar con unas varillas hasta que blanqueen (si tienes eléctricas mucho mejor). Añadir el yogur y mezclar bien. 

En un bol o sobre un papel de hornear, tamizar la harina junto con la levadura. Añadir en 2 o 3 veces la harina mezclando bien entre cada una hasta que se integre completamente y consigas una masa homogénea.

Añade la esencia de vainilla y mezcla. Luego añade el aceite poco a poco mientras sigues mezclando. Si no tienes batidora eléctrica o no tienes ayuda, simplemente no lo eches todo de golpe! 

Divide la mezcla en 2 cuencos, en uno pondrás las pepitas blancas, en el otro, las le chocolate negro.

Ha llegado el momento de añadir las pepitas de chocolate. Antes de hacerlo, mira tu masa. Si ves que está muy líquida y que las pepitas podrían deslizarse hacia el fondo, añade un poco más de harina... sin complejos! cada huevo tiene una medida, la temperatura ambiente también hace que a veces la mezcla esté más líquida. Cuando levantes la mezcla con la espátula o cuchara, tiene que estar pastoso y deslizarse hacia abajo con timidez! No de forma líquida. Ve tamizando harina de cucharada en cucharada hasta conseguir la textura que estás buscando. Luego añade las pepitas. Las pepitas, una vez integradas, deberán quedar suspendidas en la masa de forma consistente. Si ves que se deslizan con facilidad... U poco más de harina. Así conseguirás que tus cupcakes tengan las pepitas distribuidas y no en forma de plancha de chocolate en la base!

Luego, toca distribuir la masa en las cápsulas de papel dentro de los moldes para cupcakes. En la receta de cupcakes de chocolate negro y pepitas de chocolate blanco os doy algún consejo que os puede venir bien si empezáis en esto. Os recomiendo que utilicéis manga pastelera para rellenar las cápsulas: más rápido, más limpio, más fácil. Yo compro mangas desechables que vienen en rollos de 100! Es el SUMUM de la practicidad y productividad! 

Para hornearlas, como en casi todos los casos: 180' unos 20-25 minutos... Cuando empiecen a tomar un poco de color, pinchad para ver si están hechos por dentro.

Al sacar del horno, dejar enfriar un par de minutos y pasar a una rejilla para que acabe de enfriar.

Y a disfrutar!

Mousse de queso con cobertura de frambuesa




Estuve haciendo muchas pruebas hasta dar con el sabor exacto que tenía en mi memoria de la tarta que comimos el día del cumpleaños de mi amiga Lourdes. Cenamos en un restaurante que ya no existe... La cocina no estaba mal en general, pero nada especial. Pero el postre... La verdad es que le faltaban un par de horas de frío... Pero el sabor era extraordinario! Aun recuerdo la sensación al meter el primer bocado en la boca! Sorprendentemente, no soy muy de dulces! suena a broma... Pero es cierto! Lo que me gusta es hacerlos y ver disfrutar a los demás! Así que en realidad, ese primer bocado, lo daba por obligación (dicen que da mala suerte no comer los pasteles de cumpleaños! Superstición del mismo calibre que la de no brindar con agua...). Me lo acabé! Y menos mal que no quedaba para repetir!

Decoración Mousse de Queso


Decoración Tarta de Queso



Os cuento el resultado de mis investigaciones para intentar recuperar ese sabor! Todo el que la prueba, repite! La FAN # 1 de esta tarta es mi amiga Isa. Y como solemos estar siempre a dieta... Hasta hice una versión light que quedó muy bien... El sabor no tiene nada que ver, pero no se le pueden pedir peras al Olmo! Os la contaré otro día.


Ingredientes para la base de la tarta.
20-24 galletas tipo digestive
100 g de mantequilla 

Ingredientes para la Mousse.
600 g de queso en crema (tipo philadelphia) 
500 g de nata para montar 
100 ml de leche semi
180 g de azúcar 
6 hojas de gelatina

Ingredientes para la cobertura. 
250 g de mermelada de frambuesa
Un chorrito de agua
3 hojas de gelatina neutra


Empezaremos triturando las galletas con la pidacora o las manos y se mezclan con la mantequilla que habremos derretido previamente en el microondas. Una vez bien integrada la mantequilla, se pone de base en el molde desmontable y se va aplastándo con una cuchara hasta cubrir bien toda la base. Mientras preparamos el resto de la receta, metemos el molde con la base ya preparada en la nevera o el congelador. Donde tengáis más sitio! 

Lo primero que haremos para la mousse será poner en remojo las hojas de gelatina en un vaso con agua para que se vaya hidratando.

En un recipiente hondo ponemos la nata y el azúcar y empezamos a montarla utilizando unas varillas eléctricas. Cuando esté lista, añadimos el queso en crema y volvemos a batir para que se integren bien las dos cremas.

En un vasito, ponemos la leche y una cucharadita de azúcar (si tienes azúcar vainillado mejor) y la calentamos en el microondas. Luego, escurrimos bien las hojas de gelatina que teníamos en remojo y las deshacemos en la leche caliente. Dejamos que se temple la mezcla (casi fría) y la agregamos poco a poco a la mousse de queso con movimientos envolventes y mucho cuidado. 

Vertemos toda la preparación sobre la base preparada, alisamos bien y metemos en la nevera durante al menos tres horas. 

Para la cobertura, hay que dejar pasar unas horas para que cuaje bien la mousse. Ponemos a remojar la gelatina y mientras tanto calentamos la mermelada en el microondas con un chorrito de agua. Cuando esté templada, añadimos las hojas de gelatina y mezclamos. Vertemos sobre la tarta ya cuajada y extendemos con delicadeza. Se mete de nuevo en la nevera para que cuaje también la cobertura. 

Para la presentación, se puede decorar con arándanos frescos, frambuesas, ralladura de chocolate, etc. o dejarla simplemente con las cobertura de frambuesa y servirla tal cual. Os recomiendo que la saquéis de la nevera unos 10-15 minutos antes de servirla... estará más sabrosa! Y sobre todo... procurad hacerla el día anterior la textura y consistencia de la mousse es mucho mejor. 


Espero que os guste tanto como a Isa!

La receta secreta del Bizcoflán





Este postre es el favorito de Carlos. No pueden pasar más de 2 semanas sin que me lo reclame! A todos nuestros amigos que lo han probado les ha gustado! Corregidme si me equivoco!!! Así que he decidido compartir la receta de la felicidad con todos vosotros! 



Bizcoflan



Surgió la inspiración un día que había hecho varios pasteles y me sobraban muchos recortes de bizcocho de chocolate. Sobre todo el típico copete que se hace en la parte superior del bizcocho. Tenía 4 grandes! Y me daba pena no aprovecharlos. Se me ocurrió hacer capas de bizcocho y de flan para hacer un postre más ligero. Que no fuera solo bizcocho. Como tenía poco tiempo, decidí utilizar unos sobres de "Flanin El Niño" que me habían comentado que estaba muy rico. Lo tenía desde hacía meses, pero nunca lo había probado... Y como me gusta experimentar... Leí las instrucciones para hacer flan (muy sencillas). Cuando lo tuve preparado, lo cubrí con papel film, como se hace con la crema pastelera, pegando el papel a la superficie del flan y del interior del cazo como haciendo una segunda piel para que no le entre aire y se haga costra.

Mientras enfriaba, escogí la típica bandeja de cristal rectangular con unos 5 cm de profundidad y que también se puede utilizar para hornear. Era bastante grande... Pero tenía muchos recortes de bizcocho de chocolate. Así que hice una base fina de bizcocho. Los trozos más gruesos los volví a cortar para que al ponerlos unos al lado de los otros fueran todos más o menos del mismo grosor. 

Una vez cubierta la base del molde con bizcocho, puse una capa de la crema que se convertiría en flan. La mitad del preparado. Yo hice 2 sobres, lo que equivale a 1 litro de flan aproximadamente. Por lo tanto, hice una primera capa de 1/2 litro de flan. Lo igualé con una espátula y volví a poner otra capa de recortes de bizcocho de chocolate. Finalmente, volqué el 1/2 litro que quedaba de flan. Como toque final, rallé chocolate negro valor por encima hasta cubrir bien toda la superficie. 

Lo metí en la nevera. Al día siguiente, después de comer, me acordé del postre que había preparado y que estaba en la nevera... Esperando. Corté un trozo para Carlos y un trocito para mi... 

Sus palabras textuales fueron: "Cariño, este es el postre definitivo". Cuando terminó su ración, se levantó para ir a la cocina a por más!

El bizcocho por cierto... El de la receta del Bizcocho Secreto de Chocolate. Vamos, la mezcla preparada de Alcampo de la que os hablé en el post del pastel "The Brides".

El que sale en la foto está hecho en un molde redondo desmontable  Por encima, en vez de rallar el chocolate, utilicé el sirope de chocolate Hershey's (buenísimo), que encontré en una tienda de productos americanos. Con el chorro, dibujé una especie de espiral y luego utilicé un palillo para marcar las rayas que véis, de fuera hacia dentro como si fueran rayos de sol. En el centro, puse unos fideos de chocolate en forma de círculo. Et voilà!

Espero que probéis a hacerlo... No hace falta esperar a tener recortes! Hace tiempo que hago bizcochos exclusivamente para cortarlos en capas finas y dedicarlos en exclusiva al Bizcoflán  Es fácil y está riquísimo! Probad a hacerlo con cualquier otro bizcocho y me contáis qué tal!

Bon appétit!